Pide INAI a UBER informar sobre usuarios afectados en México tras hackeo
Nov27

Pide INAI a UBER informar sobre usuarios afectados en México tras hackeo

Redacción

El Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI) informó que, en ejercicio de sus competencias, requerirá a la empresa Uber México Technology & Software, S.A. de C.V. (Uber México) información que permita conocer cuántos usuarios, choferes y empleados mexicanos fueron afectados, así como las medidas implementadas para evitar vulneraciones futuras y, en su caso, mitigar los daños de la ocurrida en 2016.

En un comunicado, el INAI señaló que la medida la toma tras darse a conocer una presunta vulneración de la base de datos de la empresa Uber y teniendo en cuenta el exhorto de la Cámara de Diputados del 23 de noviembre.

De igual forma indicó que, en el marco de las atribuciones en materia de colaboración, establecerá un canal de comunicación con la Autoridad de Protección de Datos Personales de los Países Bajos, con el fin de allegarse de mayor información sobre las acciones que ha emprendido en el caso.

El Instituto señaló que Uber México es una de las filiales de Uber, B.V y, en ese sentido, cada una tiene distintas responsabilidades en cuanto al uso y la protección de los datos personales.

A partir de la información que se obtenga de dichas comunicaciones y requerimientos oficiales, el Instituto determinará las acciones legales que correspondan, según el marco normativo que regula su actuación en la materia, a saber, la Ley Federal de Protección de Datos Personales en Posesión de los Particulares y su Reglamento.

Hace llamado a empresas electrónicas

Asimismo, el Instituto hizo un llamado a todas las empresas que utilizan medios electrónicos o digitales para sus actividades de comercio, a tener especial cuidado en las medidas de seguridad que implementan para proteger los datos personales en su poder.

El INAI indicó que si bien el comercio electrónico brinda facilidades y beneficios tanto a los usuarios como a las empresas, por su naturaleza, establece nuevos y diferentes desafíos para el resguardo seguro de la información.

El Instituto consideró que el crecimiento del comercio electrónico depende, en gran medida, de la confianza de los usuarios y consumidores en que sus datos personales sean debidamente protegidos y utilizados sólo para fines lícitos y legítimos.